Menores de entre 13 y 15 años de edad ya son víctimas de fuertes adicciones a sustancias como el cristal y sobre todo al alcohol por la facilidad con la que pueden acceder a el.

Así lo manifestó la directora del Centro de Integración Juvenil en Aguascalientes, Rubicelia Jiménez, quien informó que en el Centro de Integración Juvenil (CIJ) se tienen casos de menores en recuperación de 14 años en promedio, quienes manifiestan una grave adicción a estas dos sustancias.

Cuando estos jóvenes llegan al Centro, lo primero que se hace es hablar y sensibilizar a los padres -si es que están con ellos- porque para llegar a una adicción antes tuvieron que pasar por muchas otras cosas, como crisis o problemáticas de distinta índole.

Los padres de familia, cuando ya no encuentran un retorno acuden a instancias como el CIJ para que sus hijos sean atendidos y logren superar las adicciones a través de las diversas actividades que se ofrecen, de mano de una terapia de salud, para que su cuerpo elimine la intoxicación.

Ante cualquier cambio de comportamiento emocional o físico en los jóvenes, como adelgazamiento o actitudes violentas, es recomendable que se platique con ellos hasta encontrar la razón de su cambio y acudir a un médico especializado para que ayude a los papás a detectar un problema de adicción.

 

Para Centuria Noticias: Sara Villa

s.villa@centuria.mx

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here