Por bastante tiempo, los usuarios de Spotify han abusado de un servicio que no ha sido regulado de manera correcta, en el sentido de darle el uso legítimo en los términos que fue creado. Me refiero al “Paquete familiar” que la compañía ofrece por 149 pesos al mes.

La plataforma de música por streaming ha crecido considerablemente en nuestro país. Tan sólo en Aguascalientes se ha convertido en uno de los principales medios para ambientar algunos bares y restaurantes.

Como sabemos, esta plataforma cuenta con una modalidad gratuita, que de igual manera nos da acceso al amplio repertorio que además crece día con día. Lamentablemente, esta versión tiene muchas restricciones: entre canción y canción se cuelan algunos anuncios, no da la opción para descargar música a los dispositivos para acceder a ella vía offline y, claro, no permite escoger la canción que deseas. Todas estas desventajas cambian cuando se paga la suscripción mensual del servicio, cuyo precio es de 99 pesos al mes.

Con el paso del tiempo, la empresa publicó promociones para disfrutar meses gratis, o bien, ofrecía precios que parecían una ganga, pero se limitaban a solamente una vez por cuenta. La llegada del famoso “Paquete familiar” daba la oportunidad de incluir hasta a 6 personas al servicio premium de la empresa por 149 pesos al mes, bajo la única restricción de que los usuarios vivieran en el mismo domicilio.

Lo cierto es que la compañía no había implementado algún mecanismo para constatar que los miembros realmente vivan en el mismo domicilio. Por ello, no era raro que grupos de amigos se registraban con la misma dirección y, de esta manera, cada uno desde su hogar hacía uso del servicio por un costo muchísimo menor al que la empresa cobraría por una sola suscripción.

Ante este escenario, parece que Spotify tomará medidas contra esta suerte de fraude, ya que hay usuarios con este modelo de suscripción que han manifestado en redes sociales que la plataforma les pide comprobar por GPS su ubicación para que se confirme que viven en el domicilio registrado en la plataforma. De igual manera, surge un aviso en el que si se niega el acceso a la ubicación, el usuario puede perder el acceso al plan familiar.

Estas medidas apenas son desplegadas en algunos países y hacia ciertos usuarios, pero entre los afectados hay hispanohablantes que han manifestado la situación en las redes sociales. Esta cacería de brujas se debe a que la empresa redujo sus ganancias considerablemente el año pasado.

Habrá que esperar a ver el rumbo que toma esta determinación de la exitosa empresa de streaming.

 

Para Centuria Noticias: Axel García

s.garcia@centuria.mx

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here